Subir
Informe relativo a la vinculación de la pérdida de actividad como consecuencia del coronavirus Rellenar el modelo

Informe relativo a la vinculación de la pérdida de actividad como consecuencia del coronavirus

Última revisión
Última revisión 10/06/2020
Formatos
Formatos Word y PDF
Tamaño
Tamaño 1 a 2 páginas
Valoración 4 - 1 voto
Rellenar el modelo

Información sobre el modelo

Última revisión: 10/06/2020

Tamaño: 1 a 2 páginas

Formatos disponibles: Word y PDF

Opción: Ayuda de un abogado

Valoración: 4 - 1 voto

Rellenar el modelo

¿Cómo funciona?

1. Elegir este modelo

Empieza haciendo clic en "Rellenar el modelo"

1 / Elegir este modelo

2. Rellenar el documento

Contesta a algunas preguntas y tu documento tipo se creará automáticamente.

2 / Rellenar el documento

3. Guardar - Imprimir

¡Tu documento está ya listo! Lo recibirás en los formatos Word y PDF. Lo podrás modificar.

3 / Guardar - Imprimir

Consultar a un abogado

Puedes optar por recurrir a los servicios de un abogado después de haber rellenado el documento.

Consultar a un abogado

Informe relativo a la vinculación de la pérdida de actividad como consecuencia del coronavirus

Este documento permite completar un informe sobre la pérdida de actividad del empresario como consecuencia del coronavirus. Este informe es un requisito necesario para poder solicitar la suspensión de contratos de trabajo o la reducción de la jornada de los trabajadores mediante un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE). Este documento se deberá adjuntar a la correspondiente Comunicación de inicio de Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) por Coronavirus que se remitirá a la autoridad laboral a fin de iniciar el correspondiente ERTE.

 

  • ¿Qué es un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE)?

El contrato de trabajo podrá suspenderse o reducir la jornada de trabajo recogido en el mismo a través de un Expediente de Regulación Temporal de Empleo siempre que concurra una situación de fuerza mayor provocada por el coronavirus o por las medidas del gobierno para su control.

Así, los empresarios podrán suspender el contrato de trabajo o reducir la jornada de trabajo de forma temporal mediante un Expediente de Regulación Temporal de Empleo en aquellas situaciones que se justifique por las medidas relacionadas con el control de la epidemia provocada por el coronavirus. De acuerdo con lo dispuesto en el Real Decreto Ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19, se considera como situación de fuerza mayor cualquier cese de actividad que se relacione con las medidas de control del coronavirus, estableciendo una serie de características específicas para la aprobación de este tipo de expedientes.

En todo caso, esta situación de fuerza mayor alegada por el empresario deberá ser aprobada por la autoridad laboral en un plazo máximo de cinco días hábiles (sin contar días no laborables o festivos) desde la recepción de la solicitud.

El aspecto esencial que se analizará por parte de la autoridad laboral para la aprobación del ERTE será la vinculación existente entre los efectos del coronavirus y la situación económica del empresario (p. ej. por el cierre obligatorio del establecimiento del empresario, por el cierre de centros de suministros, etc.). Esta vinculación deberá quedar recogida en este informe a fin de garantizar la aprobación del Expediente de Regulación Temporal de Empleo.

 

  • Circunstancias que justifican la situación de fuerza mayor provocada por el coronavirus

Como se ha indicado en el apartado anterior, para poder iniciar un Expediente de Regulación Temporal de Empleo como consecuencia de los daños provocados por el coronavirus es necesario que el empresario justifique que la pandemia provocada por el coronavirus, así como las medidas adoptadas por el gobierno para su control incluyendo la declaración del estado de alarma, han afectado de forma importante o grave a su actividad (p. ej. con una caída de forma notable en la actividad, por la imposibilidad de prestar su servicio, con una importante caída en las ventas, por la imposibilidad de los trabajadores de desplazarse, etc.). Esta circunstancia sería la que justificaría la solicitud de la suspensión de los contratos de los trabajadores o la reducción de su jornada.

Algunas de las circunstancias principales que justificarían esta decisión del empresario, y que permitirían la tramitación del Expediente de Regulación Temporal de Empleo, son:

  • El cierre obligado del establecimiento como consecuencia de la aprobación del estado de alarma por el coronavirus.
  • La imposibilidad de continuar la actividad por el contagio masivo del coronavirus entre los trabajadores o por encontrarse en cuarentena.
  • La falta de suministros dado el cierre de fronteras o la limitación en la movilidad de mercancías por el coronavirus. Esta falta de suministros debe ser de tal magnitud que impida la continuación de la actividad.
  • La caída notable de las ventas derivada de la declaración del estado de alarma y las medidas de control de coronavirus.

En todo caso, se podrá recoger cualquier otra circunstancia siempre que se relacione de forma directa con la epidemia provocada por el coronavirus y las medidas adoptadas por el gobierno para su control.

Estas circunstancias se deberán justificar, debiendo adjuntarse a este informe todos aquellos documentos que permitan demostrar la veracidad de la circunstancia alegada.

 

Cómo utilizar este documento:

Este documento incluye el contenido mínimo necesario para garantizar su eficacia. En concreto, este documento recoge:

  • Los datos de identificación del empresario.
  • La especificación de la circunstancia de fuerza mayor que motiva la suspensión de contratos o la reducción de jornada.
  • Los efectos de dicha circunstancia sobre la actividad desarrollada por el empresario.

Una vez descargado el documento, este deberá ser firmado por el empresario o por su representante legal (siempre que se encuentre debidamente apoderada), y adjuntado a la Comunicación de inicio de Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) por Coronavirus.

Además, se deberá adjuntar a este informe todos aquellos documentos contables, médicos, económicos, etc. que permitan demostrar la veracidad de la circunstancia alegada en el informe (p. ej. adjuntando la cuenta de ingresos del mes y la de meses anteriores o balances comparados, informes médicos o partes de baja donde consten los empleados de baja por culpa del coronavirus, documentos donde se indique la retención en aduanas de suministros esenciales para la producción, etc.).

 

Legislación aplicable

Este documento se encuentra adaptado a lo dispuesto en el artículos 22 del Real Decreto Ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19.

 

Ayuda de un abogado:

También tienes la opción de consultar a un abogado si necesitas ayuda.

El abogado puede contestar a tus preguntas o ayudarte en tus trámites. Al final de la creación del documento, se te ofrecerá esta opción.

 

Cómo modificar el modelo:

Rellenas un formulario. El documento se va redactando ante tus ojos, en función de tus respuestas.

Al finalizar, lo recibirás en los formatos Word y PDF. Puedes modificarlo y volver a utilizarlo.

Rellenar el modelo